El blog de GirlsBCN TV

Todas las novedades sobre el mundo del erotismo

Cinco escritoras eróticas españolas y alternativas

escritoras eróticas españolas
sexo con chicas

Bella es una scort de lujo en Barcelona que nos invita a leer esta sección. Esta irresistible prostituta de lujo te proporciona vídeo adulto para que puedas verla y te atrevas a contratar su compañía. Además de su vídeo gratis, te convida a ver sus fotografías más eróticas y acceder a su número de teléfono y mail. Para ello sólo tienes que en su foto o en el enlace siguiente: sexo con chicas.

Un aire femenino para la literatura erótica

El de la literatura erótica es, entre otros, uno de los temas preferidos de nuestra web. Leer textos eróticos siempre es enriquecedor. Por un lado calienta y, por otro, nos proporciona ideas muy útiles para disfrutar de nuestra sexualidad. En este espacio dedicado al erotismo en el más amplio sentido del término hemos dedicado artículos a las epístolas eróticas, a las obras de los libertinos, a las principales novelas de literatura lésbica o, por ejemplo, a los relatos eróticos de Junichiro Tanizaki. Hoy nos toca centrar nuestra mirada en unas escritoras eróticas a las que, por resultar cercanas, a veces no les damos la importancia que tienen. Con ello queremos rendir justicia al trabajo que realizan y daros a conocer dicho trabajo para que, si así lo deseáis, podáis disfrutar leyendo muy probablemente a una mano alguna de las obras de estas alternativas escritoras eróticas españolas.

Si echamos un vistazo a las estanterías de las librerías en que se exhiben las obras de literatura erótica veremos que, en muchas ocasiones, las obras están escritas y firmadas por mujeres. Lo pudimos comprobar, también, en nuestro reciente artículo “Sagas eróticas para regalar en Navidad”. Del mismo modo que la mujer se ha convertido en clienta habitual de los sex shops y se ha aventurado por el universo del cine porno imprimiéndole a éste un sello mucho más femenino, también la mujer ha tomado la pluma para llevar la literatura erótica hacia nuevos horizontes.

Las escritoras españolas no podían permanecer al margen de este fenómeno euro-americano y por eso son varios los nombres de escritoras eróticas españolas que, de una forma u otra, están renovando el género fundamentando su trabajo en diversas premisas. Una de esas premisas es dejar traslucir, en sus textos, una clara filosofía feminista. Otra es mezclar diversos géneros en la novela. Así, la novela erótica no es sólo erótica, sino que es eso y, además, policial, fantástica, de terror, etc.

Otra de las características de las novelas escritas por las escritoras eróticas españolas es plasmar, en muchas de sus obras, una marcada tendencia a las prácticas y relaciones LGTBI.

Finalmente, la obra de las escritoras eróticas españolas más conocidas se desmarca clara y radicalmente del esquema de las novelas eróticas tradicionales, un esquema que, en cierto modo, podría ser tildado, sin miedo a equivocarnos, de machista.

Sin duda, la escritora erótica española más exitosa es Megan Maxwell, seudónimo de María del Carmen Rodríguez del Álamo Lázaro, nacida en Nuremberg (Alemania) y autora de las sagas “Pídeme lo que quiera” y “Adivina quién soy”. Pero en este artículo queremos fijar nuestra mirada no tanto en la obra de esta autora consagrada por las ventas como en el trabajo de una serie de escritoras eróticas españolas que, de un modo más o menos alternativo, están llevando adelante su empeño de crear una literatura erótica de marcado carácter femenino. Entre esas escritoras eróticas españolas, en GirlsBCN.tv queremos destacar las siguientes:

  • Kendal Frost. El de Kendal Frost es el seudónimo tras el que se ocultan Leticia S. Murga y Elsa Lacruz. Ellas son las autoras de la saga Diabolus in Música. En esta saga, publicada por la editorial Café con Leche, podemos encontrar una literatura erótica entreverada de elementos fantásticos y centrada fundamentalmente en las relaciones eróticas masculinas. Las historias de esta saga que, de momento, consta de tres obras, acaecen en su mayor parte en un conservatorio de música. Leticia S. Murga, además de escribir a cuatro manos junto a Elsa Lacruz, escribe también relatos con los que participa en obras colectivas como por ejemplo Empotradoras, una antología de relatos eróticos escritos por mujeres y publicado mediante el sistema de crowdfunding.
  • Elisa Victoria. Esta autora erótica española que fue estudiante de Filosofía y que nació hace poco más de treinta años en Sevilla es una defensora absoluta de la mezcla de géneros en la escritura. Autora de Porn & Pains, una serie de cartas dedicadas a las actrices porno (“maestras de toda una generación de jóvenes que han tenido que auto educarse sexualmente con la poernografía”), esta autora erótica española ha publicado, también en la editorial Esto no es Berlín, La sombra de los pinos, una novela en la que también tiene su presencia lo erótico, mezclado en este caso con lo fantástico y lo misterioso.
  • Luna Miguel. Autora de narrativa, ensayo y poesía, esta escritora erótica española que aún no ha alcanzado la treintena, aspira a realizar una literatura erótica en sintonía con la realizada por Anaïs Nin o Gabriela Wiener. Luna Miguel también ha tratado en sus obras temas como el de la sexualidad tras la maternidad o el de los abusos sexuales.
  • Lara Herrero. Esta escritora erótica española, socióloga y autora del blog Sexo Positivo, es autora de Comisuras, un libro de poemas eróticos ilustrados por Noelia Maeso y publicado, también, mediante el sistema del crowdfunding. Herrero ha intentado plasmar en Comisuras una sexualidad tan diversa como diversa es la sexualidad en la vida real.

Junto al de estas escritoras eróticas españolas hay que distinguir también el nombre de Diana Gutiérrez, escritora y, al mismo tiempo, directora de la editorial especializada en la publicación de libros de temática erótica Café con Leche. La historia de esta editorial está llena de sobresaltos. Amazon, por ejemplo, retiró de su web una reedición de Fanny Hill, uno de los clásicos por excelencia de la literatura erótica. ¿El motivo? La consideraba pornográfica. Facebook, por su parte, bloqueó su cuenta al contemplar la portada de ¡Sí, mi capitana!, uno de los libros editados por la editorial de Diana Gutiérrez y en la que aparecían dos mujeres piratas en actitud erótica.